AstraZeneca reafirma su compromiso con la sostenibilidad y se une a Forética como socio promotor

AstraZeneca se adhiere a Forética, la organización empresarial referente en España en sostenibilidad y responsabilidad social, con el objetivo de potenciar su contribución para afrontar los grandes retos sanitarios, sociales y medioambientales

El compromiso de la compañía en materia de sostenibilidad se centra en garantizar el acceso a la salud a los pacientes de todo el mundo, impulsar la protección del medioambiente e integrar la ética y la transparencia en todas sus actuaciones

AstraZeneca se ha sumado como socio promotor a Forética, la organización empresarial referente en España en sostenibilidad y responsabilidad social, con el objetivo de potenciar su compromiso con la sociedad y seguir avanzando en su misión de transformar las vidas de millones de pacientes en todo el mundo, al mismo tiempo que crear valor para sus empleados, las comunidades en las que operan y el medio ambiente. Esta adhesión permite a la compañía potenciar su estrategia de sostenibilidad en España mediante la colaboración y generación de sinergias con los diferentes actores del tejido empresarial y la participación en las iniciativas promovidas desde este foro.

En palabras de Rick R. Suárez, presidente de AstraZeneca en España, “a través de esta alianza con Forética, queremos intensificar nuestra contribución para afrontar los grandes retos sociales, sanitarios y medioambientales que tenemos por delante. En AstraZeneca creemos que existe una fuerte conexión entre la salud de las personas, el planeta y el sector en el que operamos, y, por ello, no nos conformamos con desarrollar nuestra actividad de forma responsable, si no que trabajamos para ser una parte activa del cambio necesario para garantizar un futuro saludable y sostenible”.

Por su parte, Germán Granda, Director General de Forética, añade: “La incorporación de AstraZeneca como socio promotor de Forética refuerza nuestro compromiso de potenciar la ambición y acelerar la acción para afrontar los importantes desafíos que tenemos por delante en materia ESG (ambiental, social y de buen gobierno), con una red compuesta por más de 200 socios”.

Uno de los pilares básicos de AstraZeneca en materia de sostenibilidad es el acceso a los cuidados básicos de salud. La compañía colabora activamente con los sistemas sanitarios de todo el mundo para que sus medicamentos sean accesibles y lleguen a todos los pacientes que los necesitan. Hasta la fecha, más de 16 millones de personas se han beneficiado de los programas de acceso de AstraZeneca y se han donado más de 801 millones de medicamentos a través de sus Programas de Asistencia al Paciente.

En este sentido, destaca especialmente el compromiso de AstraZeneca para frenar la pandemia a nivel global y poner una vacuna accesible a disposición de los pacientes de todo el mundo, habiendo suministrado más de 1.200 millones de dosis en 170 países. Además, es la compañía que más dosis ha aportado al programa COVAX, el mecanismo que facilita el acceso a las vacunas a los países con menos recursos: hasta la fecha se han entregado 121 millones de dosis al este programa, lo que supone más de la mitad del total.

Otro de los principios básicos de la compañía es la protección del medioambiente. Para ello se están implementando iniciativas para reducir la huella medioambiental en todos los procesos y potenciando la inversión en capital natural y servicios basados en la naturaleza. En 2020, el 89 % del consumo de electricidad de AstraZeneca procedía de fuentes renovables, y desde el año 2015 se han reducido en un 60% las emisiones de GEI de alcance 1 y 2, y en un 20% su huella hídrica. Además, a través de la estrategia emblemática Ambition Zero Carbon la compañía se ha comprometido a lograr cero emisiones de carbono en sus operaciones globales para 2025 y garantizar que la cadena de valor tenga una huella de carbono negativa para 2030.

La ética y la transparencia también son aspectos fundamentales dentro del compromiso por la sostenibilidad de la compañía, que tiene el objetivo de generar un impacto social positivo promoviendo comportamientos éticos a través de su cadena de valor y fomentar una cultura empresarial saludable. Una cultura basada la inclusión y la diversidad, el talento, la evolución personal, el bienestar y la seguridad personal, una cadena de suministro responsable y los Derechos Humanos.